Ministerio de desarrollo del agua

En el Perú, con el deseo de mejorar la gestión del agua y evitar conflictos durante su uso, se ha creado hace unos años, la Autoridad Nacional del Agua, ANA, organización, que depende del Ministerio de Agricultura. Pero, innumerables instituciones tienen que ver con el agua y ésta es tratada en forma desperdigada y sin obtener su mayor provecho, es decir, no se rentabiliza realmente el uso del agua. No existe concenso y lo demuestran los problemas actuales y conflictos existentes entre Regiones. Se deben preconizar acuerdos de mutuos beneficios para el desarrollo y el buen uso del agua. Se necesita unión para que nos dirijamos a objetivos comunes y concretos. El ANA no es autónoma como se sabe, está burocratizada y no tiene verdadera capacidad de decisión sobre el uso del agua, perdiéndose su verdadera función. Ahora es una entidad concentrada mayormente en Lima, mediatizada y sin ninguna autoridad legal para escoger el mejor destino del agua, para beneficio de todos los peruanos.

Por esta razón, para lograr el mejor potencial del organismo, se sugiere la creación del Ministerio de Desarrollo del Agua; se le puede dar otro nombre, pero él debe reflejar el objetivo de nuestra propuesta, para optimizar su utilización, dando exacto valor a su aporte en la economía del país. Este Ministerio será autónomo, con todo poder y con la posibilidad de rendir cuentas -cada año- de los planes que se elaboren, sea a plazo inmediato o a largo plazo.
El desarrollo del agua se ubica en muchas instituciones, que dependen de instancias superiores, sin capacidad de tomar decisiones y no se nota que generen riqueza para el país, se pierden de manera intrascendente.

El Ministerio propuesto, deberá coordinar con los otros Ministerios relacionados con la gestión del agua pero este Ministerio debe ser el prioritario, que marque la pauta del uso del agua. Deberá ser el líder y promotor de todos los proyectos relacionados con el agua. En el campo del desarrollo hidroeléctrico, deberá recibir el apoyo e integrar el personal proveniente del Ministerio de Energía y Minas. Para las irrigaciones, de la misma manera, deberá coordinar y promover los proyectos de irrigación con el Ministerio de Agricultura, en todo el país. Con el Ministerio de Construcción coordinará y promoverá los proyectos de agua potable y también, entre otros, coordinará con las Regiones para crear y promover los proyectos del agua que interesen, los que pueden ser hechos en forma privada o en común interés entre Gobierno e intereses privados. Siempre el Ministerio propuesto, tendrá en sus manos la máxima prioridad y capacidad de la decisión final.
Pensando en la estructura del nuevo Ministerio, éste deberá tener una gran División de Estudios y Proyectos, donde se reunirá la información de la localización de las cuencas existentes en el país, así como las zonas de nevados y de extensiones territoriales, donde existieron lagunas. La información geológica y geotécnica será reunida en esta dependencia para generar y regenerar lagos y lagunas que existieron o nuevas que se puedan crear. De esta manera se definirán proyectos de almacenamiento de agua. Se deberá tener en cuenta el acarreo de sedimentos, según la conformación de los lugares de desarrollo y estudiar cómo hacer para reducir o eliminar sus impactos negativos; me refiero a la acumulación de los sedimentos en los embalses que anulan su capacidad de almacenamiento. Se tendrá en cuenta la elaboración de proyectos con ayuda de la ingeniería nacional e internacional, que pueda ser necesaria.

Habrá una División de Planificación y Priorización de los proyectos según las necesidades de cada Región, elaborando calendarios para su elección, tomando en cuenta la posibilidad de desarrollo de la mano de obra y participación de empresas que se especialicen en actividades similares a los objetivos nacionales en discusión.
Se llevará adelante la ejecución de las obras, que se necesitarán a lo largo y ancho del país y se contaría con una gran División que sea la Organización Ejecutiva de Obras,,en coordinación con unidades ejecutivas de la Regiones, donde se localice cada proyecto. Se realizarán las actividades para licitar las obras y supervisarlas con personal formado y capacitado. De esta manera se promoverá, en las empresas nacionales, las constructoras que podrán organizarse adecuadamente contribuir con éxito a la vida económica del país que a todos nos pertenece.

Será necesario que se promuevan foros de discusión, para establecer la estructura ideal, que genere al país los ingresos necesarios, que pueda financiar sus necesidades y que se establezca la metodología que servirá de ejemplo para cambiar el país, para beneficio de todos los peruanos.
Empecemos sin pérdida de tiempo, el Perú lo espera muy pronto, pues las necesidades son muy grandes…

Muy atentamente
Carlos Zumarán Calderón, ing
Montreal, 31 de agosto 2018
Perú te dedico estas notas, ¿sabes?, creo en ti…
001 (514) 506 4575 celular (whatsapp)
carlos.zumaran39@gmail.com

Deja un comentario