Reencuentro especial XXIII


Oscar Bravo Irigoyen “Pachi”

Hermanos de toda la vida, el día de hoy celebramos una fiesta que reúne a todas las promociones leonciopradinas en nuestro colegio militar, aunque con instalaciones diferentes a las que fueron testigo de nuestras travesuras, rebeldías, pendejadas, criolladas y aventuras sin fin, y ya traíamos un año de experiencias como perros y este año celebramos 50 años de alcanzar el grado de Aspirantes y en el criollismo éramos “Chivos” y en el colegio nuestra promoción entraba en la historia ya que recibíamos el Estandarte de las Bodas de Oro, que llevaremos con honra y orgullo durante un año, pero nuestra unión se concretó con un extraordinario y magnífico desfile (después les prometo enviar un gran álbum de fotos y videos en las diferentes vías de comunicación).

En el inicio de la fiesta nuestra escolta recibió de parte de la XXII el estandarte de las Bodas de Oro y en un acto inédito hicimos un Pasacalle a las dos escoltas con el respectivo saludo de rigor militar al pabellón nacional tanto al paso de la escolta de la XXII y con un acto coordinado, a nuestra escolta y acompañándolos hasta la culminación de su paso ante la tribuna oficial y del público para luego reincorporarse al grueso de la promoción, luego siguió el protocolo de esta gran fiesta, y llegado el turno de presentación de nuestra amada promoción, realizamos el desplazamiento de la XXIII como ya habíamos coordinado previamente, los primeros y como es lógico la escolta a continuación Roberto Revilla como Presidente de la Promoción, seguido por nuestro Brigadier General César Kikuyama Shimabukuro, a continuación Enrique Pareja Ferreyros como Sub- Brigadier General flanqueado por sus 2 hijos, luego Nelson Hernández comandando la 1ra compañía. Se desplazaron con gran porte y marcialidad como lo fue en igual forma la 2da compañía comandada por mí y a continuación la 3ra compañía a mando de Max Indacochea a los que solo pude ver (como es lógico) al terminar nuestro desfile y arengándoles que siguieran marchando hasta el final de la pista de desfile y a diferencia de los años anteriores; así lo hicieron mereciendo el reconocimiento y aplausos de la concurrencia y de las otras promociones, tanto de las más antiguas como de las más jóvenes…personalmente y con conocimiento de causa sé que fueron con sinceridad… porque fuimos muy destacados (Aunque es de caballeros reconocer que hubo algunas fallas).

Una vez culminado el desfile, pasamos ante el monumento de nuestro patrono Coronel EP Leoncio Prado, a tomarnos las fotos de recuerdo y de obligado rigor, aunque no todos salieron porque fuimos un manchón y las cámaras así como la distancia no permitieron tomar fotos con la amplitud esperada pero hay tomas variadas, aunque no lo crean hay tantas fotos y videos que me tomarán un par de días poder bajarlas para hacérselas llegar pero sé que los que no pudieron estar se la perdieron y los que están fuera de Lima también; Chivos viejos, espero que a su manera hayan festejado este memorable día tanto para nuestra amada promoción así como para todos los hermanos leonciopradinos. 

Mis saludos especiales a todos los que por diferentes motivos no pudieron estar, a los que a pesar de las circunstancias no pudieron estar, a los que por diferencias personales no pudieron estar, a los que se les presentaron problemas de última hora no pudieron estar, a los que les llego al “chopin” también y finalmente para todos los que no fueron, siempre los esperaremos con los brazos abiertos y estrecharlos en un gran y fraterno abrazo, será para el próximo año y desde ya pongan en su agenda último sábado 2018 exclusivo para mi XXIII promoción.
No saben lo hermoso y feliz que es estar entre hermanos de toda la vida y solo se logró con 1, 2 o 3 años de convivencia en el CMLP

Deja un comentario